home Entre universidades La dignidad de nuestro Héroe Nacional no se mancilla

La dignidad de nuestro Héroe Nacional no se mancilla

Por: Neise Calixto González Cadalso

En el preámbulo de la Constitución de 2019 se declara que “nuestra voluntad de que la ley de leyes de la República esté presidida por este profundo anhelo, al fin logrado, de José Martí: “Yo quiero que la ley primera de nuestra República sea el culto de los cubanos a la dignidad plena del hombre”; y que en en el Título V “Derechos, Deberes y Garantías“, Capítulo I; “Disposiciones Generales”, artículo 40, se especifique que “la dignidad humana es el valor supremo que sustenta el reconocimiento y ejercicio de los derechos y deberes consagrados en la Constitución, los tratados y las leyes”, son aspectos claves para rechazar cualquier ofensa contra nuestro Héroe Nacional.

Se conoce que durante la presidencia de Carlos Prío tuvo lugar otro de los muchos incidentes que provocaron la indignación de los cubanos, cuando el 11 de marzo de 1949 un grupo de marineros yanquis, pertenecientes a un buque de guerra anclado en la bahía de La Habana en “visita de buena voluntad”, ultrajó la estatua de José Martí situada en el Parque Central de la capital: uno de ellos comienza a trepar por la estatua del Apóstol hasta quedar sentado a horcajadas sobre sus hombros, utilizándola como urinario público. Abajo, otro comenzaba su ascenso por la escultura de mármol en medio de las risotadas y el aplauso del resto de los marines.

La reacción de los cubanos indignados no se hizo esperar. De un cercano bar trajeron botellas y otros objetos que fueron lanzados a los profanadores de la estatua. Fueron protegidos los marines que provocaron la afrenta y salvajemente reprimidos los cubanos que protestaron por los indignos hechos. La policía del régimen intervino, pero solo para proteger de la ira popular a los profanadores. ¡Así era la República entonces!

Sobre los actos vandálicos en La Habana

Ante el abominable ultraje de que recientemente fueron objeto bustos de José Martí en distintos sitios de La Habana por parte de elementos contrarrevolucionarios y apátridas llamados “Clandestinos” quese esconden tras una frase de José Martí para pintarse de buenos, piensan convertirse en héroes ayudados en la tarea por sus buenos amigos a 90 millas que actúan desde la sombra. Profunda pena producen los que crean que actos vandálicos contra bustos de José Martí destruirán lo que representa.

Los responsables del ultraje antes mencionado no solo merecen y tendrán el repudio de las personas decentes de Cuba y del mundo, sino también serán castigados con todo el peso de la ley, que en este país tiene fundamento y guía en un ideal cultivado por José Martí: la plena dignidad de los seres humanos. No merece llamarse cubano quien, por encima de cualquier ideología, denigra el vivo símbolo del pensamiento fundacional, hecho rosa blanca para el amigo sincero, para los pobres de la tierra.

Martí hace mucho tiempo expresó que “la capacidad de ser héroe se mide por el respeto que se tributa a los que lo han sido”.

Nuestra Universidad que lleva el nombre del más universal de los cubanos, denuncia ante Cuba, el mundo y el gobierno de Donald Trump, estos actos vandálicos. Dañar a un símbolo tan cubano como José Martí es ofender en grande a los aquí nacidos. Desvergüenza la de esos desalmados. Rencor eterno y desprecio a quien tales cosas hacen, por meras prebendas personales; totalmente vacíos de convicciones patrióticas y de la más mínima educación cívica y personal. Que caiga la fuerza de la ley sobre ellos.

No más agravios a la Patria porque no será un grupo de apátridas los que con acciones como estas mancillen la dignidad de José Martí.

 

 

 

 

4 comentarios en “La dignidad de nuestro Héroe Nacional no se mancilla

  1. Según José Martí – Pensar es prever, es fundar, es servir. Plantea Martí – Esta guerra que se nos hace es de pensamiento, ganémosla a pensamiento, tesis sobre la cual nos educó nuestro Comandante en Jefe y que hoy constituye el paradigma de inspiración de nuestro pueblo por la continuidad de nuestra Revolución.

    Según nuestro criterio, la Batalla de ideas significa la ampliación de las oportunidades que ofrece la Revolución Cubana a todos los miembros de la sociedad donde, una vez más se pone de manifiesto el pensamiento martiano: «Con todos y para el bien de todos». Con esta Batalla de ideas se potencia el logro de la justicia social y de la equidad, precisamente por las concepciones y posibilidades que se desarrollan a través de los diferentes Programas de la Revolución en defensa del ideal socialista.
    Por lo que han representado, representan y continuarán representando las ideas de José Martí los desagradecidos intentan ultrajar con odio el Busto que representa su simbolismo y esperanza para el logro de un mundo mejor.

  2. Los actos del pasado primero de enero dan fe de la calidad humana de quienes los cometieron. Estamos en presencia de uno de los eventos más indignos y cobardes que se puedan cometer contra un pueblo y sus héroes. La respuesta gubernamental de esta vez será contra los que intentaron mancillar a quien entre el yugo y la estrella pidió el primero, de manera que puesto encima de él, luciera mejor sobre su frente la estrella que ilumina y mata.

  3. Con gran honor nuestra Universidad de Sancti Spíritus lleva el nombre de José Martí Pérez. Todos los profesores del Centro Universitario de Fomento sentimos una vez más odio y desprecio hacia el gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica que es quien está incitando en los países de América Latina a que personas inmorales, personas sin escrúpulos, delincuentes comunes actúen en contra de los pueblos que tienen gobiernos progresistas. Confiamos en que está afrenta a José Martí que es una afrenta al pueblo de Cuba sea castigada como es debido y que los autores materiales, vendidos al enemigo por un puñado de dólares, vayan a la cárcel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *